Muchas veces nos ha pasado que nos irrita mucho el sonido de un carro, o cuando vamos a alguna discoteca y nos molesta el sonido elevado de la música, esto nos produce dolor de oído, Un hecho tan singular es que resulta curioso, según  estudios realizados en dolor de oído resulta peor por la noche, esto  se debe a que durante el día, se mantiene la cabeza erguida y las trompas de Eustaquio drenan de amanera natural hacia la parte posterior de la garganta. Es más cuando masticamos y tragamos hacemos que los músculos abran las trompas y permitan que entre aire al oído medio. Ya que en la noche, cuando nos acostamos las trompas ya no drenan de modo natural, esto hace que no reciba tanto aire, ni se mastique, por ende genera una sensación de vacío y genera dolor de oído.

Tanto así que la acumulación de líquidos es causada por una bacteria o por un resfrió, pero también puede ser causada por una condición propia de la garganta, nariz y boca. También se debe considerar que en muchas ocasiones el dolor de oído se da por la entrada de agua al bañarnos, piscina o mar o por los cambios drásticos de presión

¿Cómo reconocemos una infección de oído?

Ya sea por fiebre, secreción, dolor intenso de oído, hinchazón, y pérdida temporal o permanente de audición. Para el dolor de oído existen diversos tratamientos ente los más comunes esta ingerir un analgésico antiinflamatorio para el dolor, tomar descongestionantes para las fosas nasales o gotas óticas para reducir la inflamación. Mucha cuidado con hacer ejercicio intenso, se debe procurar descansar mientras dure el dolor de oído y no olvidar descongestionar la nariz con frecuencia, limpiar el oído profesionalmente, esto removerá toda la suciedad o cualquier objeto que este residiendo y pueda causar un problema más adelante, en algunos casos usar tapones  para evitar el dolor de oído mientras se bañe.

Rate this post